¿Demasiados juguetes en Navidad? Sigue la regla de los cuatro regalos

navidad 2015
¡Nuestro blog se viste de Navidad!
En casa ya hemos montado el arbolito navideño, y mi peque se encarga de ir quitando las bolas y haciéndolas rodar. Pero bueno, se trata de disfrutar y cada uno lo hace a su manera...

Cuando montábamos el árbol, mi marido y yo hablábamos de todos los regalos que reciben los niños y que no les da tiempo a jugar con todo. Además, siempre acaban jugando con el mismo, y más en estas edades tan tempranas.
Nuestra terremoto va a cumplir dos añazos el 4 de enero (lo sé, peor fecha imposible, pero ya os contaré lo que hemos ideado para cuando sea más grandecita...). Y claro, siendo tan pequeña, con dos o tres regalitos es suficiente. Hemos pensado que la mejor manera será darle uno en Navidad, otro el día de su cumple y otro en Reyes, para que los disfrute al máximo y no tenga tanto estímulo.

Pero en fin, vamos al meollo de la cuestión: para los que tenéis niños un poco más mayorcitos, lo ideal es que sigáis la regla de los cuatro regalos:
  1. ALGO QUE SIRVA PARA LLEVAR (ropa, calzado, complementos...)
  2. ALGO PARA FOMENTAR LA LECTURA
  3. ALGO QUE PIDAN EN SU CARTA DE REYES / PAPA NOEL
  4. ALGO QUE REALMENTE NECESITEN 
Claro, ahora diréis... Somos tropecientos en la familia, ¿cómo ceñirse a los cuatro regalos? Mi consejo es un regalo en cada casa, excepto en la propia, que podéis regalar alguno más. Por ejemplo, yo me organizaría de esta manera:
  • Casa familiar: algo que pidan en su carta y algo que necesiten. Si sois de los que os gusta llenar el árbol de regalitos, podéis envolver pequeños detalles (unas pinturas, un bolígrafo, una carterita, una bolsa de gusanitos...). Y mi favorita: un talonario de cheques para gastar a lo largo del año con sus cosas favoritas para pasar tiempo en familia (su restaurante favorito, su deporte favorito, su comida favorita, su paseo favorito...)
  • Casa del resto de familiares: un regalo por casa de algo que sirva para llevar o algo que sirva para fomentar la lectura o el aprendizaje. 
Por supuesto esto es solo una recomendación. A todos nos encanta "cargar" a los niños de regalos, pero realmente les hace más ilusión la cantidad por abrir los paquetes, y no por lo que encuentran dentro. Si ofrecemos muchos regalos, al final pierden la ilusión porque siempre lo tienen todo. Y soy de la opinión de que, puedes poner bastante cantidad de paquetitos pero con regalos que realmente sean útiles y no vayan a quedar olvidados en un cajón cuando se aburran de ellos.

Mucha suerte y que disfrutéis de las Navidades con niños.
navidad 2015

Entradas populares de este blog

Dermatitis atópica en bebés y niños

Vajillas de melamina, ¿merecen la pena?

Respirets, ¡y adiós mocos!